domingo, 28 de agosto de 2011

BLUES (Para una noche nostalgiosa de sábado)




                                                                                   Imagen extractada de Internet



Tristeza que se expresa
en apenas una docena de compases.
Grito largo y nostalgioso
que se mete en los meandros del espíritu;
La cifra se repite, cadenciosa…

En un momento
un vibrato o un slide rompen la monotonía
(las guitarras agradecidas de ello)
y un solo de bajo o batería te hace vibrar estremecido

La cadencia asimétrica de una armónica
te seduce.
Un blue diablo muestra un espíritu caído
y la nostalgia se te mete por los poros.

La disonancia que brota entre compases
no es otra cosa
que la transformación del grito de llamada
en un lamento
que desafía a cada cuerda de la viola

Me gusta el blues, aunque apenas distingo
el Boggie – woogie del jump blues…
pero cuando la soledad te asalta
y la melancolía te trepa por la sangre
¿A quien le interesa otra cosa
que sentir que la música invade los espacios
y nos llena de sensaciones encontradas?

                                  Antonio Cruz /Mayo 2011

miércoles, 24 de agosto de 2011

EL PROFESOR DE ÉTICA








EL PROFESOR DE ÉTICA
           Para Gabo izurieta


En una universidad, donde por algún tiempo fui alumno en una carrera humanista, había un Profesor de Ética que era un gran académico. Curiosamente en la cúspide de su carrera y cuando aún tenía mucho para brindar a las nuevas camadas de estudiantes, renunció y se fue a vivir en una pequeña localidad rural.
Hace poco tiempo me lo encontré en la calle y no pude aguantar mi curiosidad.
-¿Por qué dejó de enseñar Ética? – Le pegunté
-Es muy simple – contestó - Cuando supe que algunos de mis mejores discípulos, que habían llegado a ser autoridades o burócratas del gobierno, miembros de los gabinetes ministeriales y funcionarios judiciales, no se diferenciaban en nada de aquellos a los cuales criticaba durante mis clases y que habían sido seducidos por la corrupción imperante en nuestra sociedad, me di cuenta que había perdido la batalla contra el sistema y que ya no me quedaba nada por hacer. Entonces decidí retirarme.
Me despedí apresuradamente y me marché casi a la carrera. No quería que me preguntara en que andaba trabajando por estos días.
  

sábado, 20 de agosto de 2011

DOS POEMAS (DUE POEMI) De ÁSHPA SÚMAJ Traducidos al italiano por Pietro Adornii

DOS POEMAS (Antonio Cruz)

Hoy leí un poema de Luís García Montero, poeta español, granadino para más datos, gracias a la gentileza de Pilar Lucero Ramírez. Ese hermoso poema trajo a mi memoria dos textos que se publicaron en el año 2006 en mi libro "Áshpa Súmaj". Aquí van ilustrados con dos fotos de las muchas que supe tomar viajando por el interior de Santiago para cumplir con mis tareas de médico. Espero que les gusten.



DUE POEMI - di Antonio Jesús Cruz

Oggi ho letto un poema di Luís García Montero, poeta spagnolo, di Granada, per più dati, grazie alla gentilezza di Pilar Lucero Ramírez. Quel bel poema m’ha riportato alla memoria due testi che sono stati pubblicati nell’anno 2006 nel mio libro "Áshpa Súmaj". Qui li ho riportati con due foto delle tante che son riuscito a scattare viaggiando nella zona interna di Santiago Del Estero, Argentina, per compiere i miei doveri di medico. Spero che vi piacciano,




VIII


Era la quietud.
Bajo el cielo incendiado
el aire herido de silencio.

Agonizaba el día en los esteros
y la callada melodía
del crepúsculo
era el preludio del naufragio
total,
definitivo,
nuestro.


VIII

Era la quiete.
Sotto il cielo infuocato
l’aria ferita di silenzio.
Agonizzava il giorno nelle paludi
e la silenziosa melodia
del crepuscolo
era il preludio al naufragio
totale,
definitivo,
nostro.





IX

Todavía danzan en mi mente
las miradas descalzas
y el callado murmullo
de los algarrobales.

La tierra
latía de tristeza.

Aquella tarde
nuestro adiós era una pena
con las alas al viento.


IX

Ancora danzano nella mia mente
gli sguardi scalzi
ed il silenzioso mormorio
dei carrubi.

La terra
palpitava di tristezza.

Quella sera
il nostro addio era un tormento
con le ali al vento.

(traduzione di Pietro Adorni – 28/2/2010)


sábado, 6 de agosto de 2011

PENÉLOPE (Para Gaby Hoyos)



Mientras teje de manera monótona piensa en lo que ha sido su vida. Un inmenso páramo de soledad y aburrimiento.
Desde que ella recuerda lo único que ha hecho es tejer.
Le hubiese gustado tener hijos. Con ellos se sentiría más acompañada. Pero está sola.
Agobiada, deja el tejido y se dispone a dormir.
Despierta sobresaltada y sintiendo su carne invadida. En su confusión tiene un instante de lucidez para darse cuenta que además de su miedo siente un extraño y cálido placer que estremece sus entrañas. Y lo disfruta.
Al momento siguiente vence su instinto. Atenaza al intruso con fuerza inaudita mientras muerde con furia escalofriante. El temerario asaltante se debate en desesperada agonía.
Apenas un relámpago de tiempo y los movimientos convulsivos cesan. El atacante está inerte, inmóvil, muerto.
Toma conciencia de lo que acaba de hacer, pero no siente remordimientos ni repulsión.
Sin un gesto de repugnancia arrastra el cadáver mientras comienza a babear adelantando el festín que se dará en un rato.
Sin remordimientos. Sin arrepentimientos. Sin culpas.
Al fin de cuentas, lo único que hará es cumplir con una ley natural. Todas las arañas de su género matan a los machos durante la cópula y luego los devoran.

ACERCA DE PSIQUIATRAS (Para Merlina Acevedo)




I

Para estar a tono con la moda, aquel psiquiatra, quiso ser escritor. Probó con la poesía, el microrrelato, el cuento y la novela. Asistió a talleres literarios y seminarios para aprender a escribir, sin lograr demasiado éxito. Una tarde, después de escuchar al décimo paciente que se sentó en el diván, se dio cuenta que lo suyo eran los libros de autoayuda y de conocimiento personal. Se transformó en el escritor de moda.


II

Con el objeto de ganarse un lugar en la historia, el psiquiatra quiso imponer una nueva técnica de análisis que fuera un mix basado en las ideas de Freud, Jung, Lacan y From. Una rara mezcla entre el psicoanálisis tradicional, las psicoterapias breves, la asociación libre, técnicas de la Gestalt, procedimientos propios de la Psicología Sistémica, de la cognitiva comportamental, del análisis transaccional, de la Logoterapia, y hasta de la Técnica de Foco.
Ahora, internado en la sala de salud mental del hospital más importante de la provincia, es visitado por psiquiatras todos los días y sueña con psiquiatras todas las noches.


III

Cegado por los celos, el psiquiatra mató a su esposa. En su defensa adujo infidelidad conyugal y su abogado defensor solicitó que se caratule la causa como “Crimen por emoción violenta”.
El fallo de la corte fue una condena atenuada por homicidio en circunstancias especiales.
Desde que volvió a abrir su consultorio, se ha puesto de moda entre las mujeres viudas, divorciadas y solteras de mediana edad.


IV

Nunca tuvo demasiado éxito con su profesión de psiquiatra. Harto de no alcanzar el éxito económico, fundó su propia iglesia, se transformó en pastor y se dedicó a predicar novedosas y delirantes teorías, lo que le ha dado fama, fortuna y poder.